Páginas vistas en total

Diario personal jotapeniano

domingo, 7 de julio de 2013

¿Porqué no?

 

Vamos a reflexionar sobre porqué no pensamos en nuestros seres cercanos cuando tenemos que tirar algo que puede hacer uso otras personas o porqué no existen esos detalles hacia persona ajena.

Estos días, me estoy deshaciendo de cosas y, en lugar de tirarlas como hace todo el mundo, repito, como HACE TODO EL MUNDO, las he estado ofertando a quienes les pueda interesar. Es curioso, porque alguno que otro que ha podido aprovecharse, precisamente son de los que te enteras que se han deshecho de cosas que te podrían haber ido bien a ti, pero han preferido tirarlas antes que ofrecerlas. Pero la vida es así. Dicen que quien siembra, recoge. No siempre funciona. Pero como uno no tiene ese concepto de la solidaridad, yo prefiero que alguien las pueda aprovechar y no tirarlas a la basura.

No penséis por los demás. Cuando tiréis algo, ofertarlo a vuestra gente. Aunque no valga para nada, es posible que pueda hacer un uso que no te imaginas. Que sean los demás que digan que no lo quieren. Que no sea por tu decisión.

jotape firma

2 comentarios:

  1. jajaj....si yo te contara, jp
    me he sentido super-reconocida en esta entrada.
    todo lo que tengo, estan en unas pocas cajas...
    todo lo demas, lo mio, lo he regalado a mis seres queridos y a caritas...
    me siento mas libre que nunca, te lo aseguro.

    ResponderEliminar
  2. Bea, contar lo que es contar, madre mía... mejor no contarlo. Pero es que estoy muy sorprendido de ver la actitud de, vamos a llamarle familia cercana, que no sea capaz de tener esos detalles con la gente. Por ponerte ejemplos materiales, yo he tenido el coche en el taller y aquello que lo comentas y gente cercana a ti no te dicen ni mu y en el trabajo, muchos compañeros decirte: "pues si necesitas algo te dejo el coche, yo no lo voy a usar, o te puedo acompañar donde quieras si te urge". A eso me refiero. Nací y crecí en una familia un poco rara, pero mi madre y mi hermano aun siendo diferentes, en algo tenemos en común. Nos tenemos en cuenta para muchas cosas. Me sorprende que otras familias no lo sean. Siempre que me he deshecho de algo, lo he ofrecido a excepción del coche. Más que nada porque si me he deshecho de él es porque ya estaba muy viejito y necesitaba muchísimos retoques. Pero es más, no lo ofrecí pero lo dije en voz alta, de tal manera que quien se hubiera querido hacer cargo de él, sólo lo tuviera que haber dicho.

    Sólo unas cajas?? Madreeeee, pues no necesito yo cajas para mudarme!!! Yo creo que tengo inicios de síndrome de Diógenes... bueno no, no tanto... pero voy a tener que empezar a tirar máaaaas cosas!!! jejejeje

    ResponderEliminar